Sesión de batch cooking de 2 horas y a respirar tranquilos los próximos días

sesión batch cooking 2 horas

Hola batch cookers, ¿qué tal ha ido la semana? ¿Habéis podido sacar 2 horas para dejaros el menú de esta semana preparado?

Por aquí sí, así que la cocina vuelve a estar llena de buenas opciones y nosotros ya no tenemos preocupación sobre lo que vamos a comer los próximos días.

En primer lugar os comento la hoja de ruta que he utilizado para que no tengáis que hacerla vosotros y después os paso a detallar cada una de las recetas, ya sólo me queda ir a vuestra casa a cocinaros y eso no va a poder ser así que a ponerse las pilas, echar un ratito en la cocina y a dedicarnos a otras cosas en los próximos días 😉:

  1. Preparar los champiñones rellenos
  2. Precalentar el horno a 180º
  3. Preparar las pechugas de pollo y las patatas
  4. Hornear los champiñones 30 munitos y el resto 40 minutos.
  5. Cocer 6 huevos
  6. Hacer el arroz con verduras y jamón
  7. Preparar el zarangollo
  8. Hacer las lentejas con setas y arroz
  9. Preparar el pescado blanco en salsa de cítricos
  10. Hacer la crema de espinacas y aguacate
  11. Saltear los espárragos

CHAMPIÑONES RELLENOS DE JAMÓN Y QUESO

champiñones rellenos de queso

INGREDIENTES

  • 400 gr de champiñones
  • 50 gr de queso Emmental
  • 60 gr de jamón york (más del 90%-95% de carne nos asegura tomar un fiambre de calidad)
  • Aceite de Oliva Virgen Extra (AOVE), sal y pimienta

PREPARACIÓN

Colocamos los champiñones en una bandeja apta para horno, les quitamos los rabitos y los picamos, así como 60 gr de jamón york con alto contenido de carne (más del 90%, yo utilizo uno de ALDI que lleva un 96%).

Rallamos 50 gr de queso Emmental y mezclamos con el jamón y el champiñón picado.

Con esta mezcla rellenamos los champiñones, cubrimos la bandeja con papel de aluminio o papel vegetal y horneamos a 180º durante 30 minutos. 

Debería ser suficiente, no conviene cocinar mucho los champiñones para que no suelten mucha agua. Mi horno es grande y lento, seguramente con el tuyo se hagan en menos tiempo, compruébalo. 

PECHUGAS DE POLLO CON LECHE DE COCO

PECHUGAS DE POLLO CON LECHE DE COCO

INGREDIENTES

  • 3 pechugas enteras de pollo
  • 100 ml de leche de coco
  • 1 cucharadita colmada de curry en polvo
  • 1 puntita de canela molida
  • Sal 

PREPARACIÓN

Siempre me gusta llenar el horno cuando voy a utilizarlo, es una buena manera de ahorrar energía y tiempo, porque de una vez cocinamos varios platos. Por aquí puedes ver cómo hacer una sesión con solamente un horno y un microondas.

En este caso tenía preparados los champiñones y las patatas pero quedaba espacio así que he ideado esta sencilla receta sobre la marcha. 

En una bolsa de asar introducimos 3 pechugas enteras de pollo.

En un bol mezclamos 100 ml de leche de coco, 1 cucharadita colmada de curry en polvo, ¼ cucharadita de canela molida y sal al gusto, removemos bien y añadimos a la bolsa de asar.

Impregnamos bien todas las pechugas con esta mezcla y horneamos a 180º durante 40 minutos. 

Y listo, otro plato preparado.

PATATAS ADOBADAS AL HORNO

INGREDIENTES

  • 4 patatas lavadas y cortadas en gajos
  • 1 cucharadita de pimentón dulce
  • Sal
  • 2 cucharadas de AOVE
  • 2 cucharaditas de hierbas provenzales
  • 1 cucharadita de pimienta
  • 2 dientes de ajo picados

PREPARACIÓN

Lavamos bien las patatas y cortamos en gajos.

En un bol mezclamos los dientes de ajo picados, el AOVE, el pimentón, la sal al gusto, las hierbas provenzales y la pimienta y un chorrito de agua.

Metemos las patatas y las impregnamos bien con la mezcla.

Las metemos en una bolsa de asar, cerramos y al horno 40 minutos a 180 grados y unos cinco más a 220º.

Ya os he comentado alguna vez lo bueno que es cocinar las patatas, dejarlas atemperar, refrigerarlas y consumir al día siguiente o al otro.

Esto hace que el almidón que hay de forma natural en ellas se vuelva almidón resistente, es decir, no digerible, por lo que sirve de alimento a las bacterias “buenas” de nuestro intestino grueso, tiene de esta manera un efecto prebiótico. Y bien conservadas aguantan varios días en la nevera.

ZARANGOLLO

¿Será posible que en más de 3 años de blog no haya publicado nunca una receta de zarangollo? Vaya una murciana estoy hecha…

Para quien no lo conozca es un plato típico murciano elaborado a base de calabacín, cebolla y huevo. En casa siempre le añadimos alguna patata para que el plato les resulte más apetecible a mis pequeños

Vamos a ver si os gusta

INGREDIENTES

  • 2 cebollas secas o cebolletas
  • 800 gr de calabacines
  • 2 patatas
  • 6 huevos
  • Aceite de Oliva Virgen Extra (AOVE), sal y pimienta

PREPARACIÓN

En una sartén de base ancha incorporamos 2 cucharadas de AOVE y cuando esté caliente añadimos 2 cebollas o cebolletas bien picadas y 2 patatas medianas cortadas en rodajas finas. 

Salpimentamos y tenemos a fuego bajo y tapado para que se vaya pochando poco a poco y no pierda líquido.

Una vez que vemos que la cebolla se ha pochado y la patata empieza a estar blanda agregamos 800 gr de calabacines previamente picados. 

Para que suelten el agua subimos el fuego a la sartén, salpimentamos y removemos de forma constante, sin quitarle ojo. 

Pasados 2 minutos el calabacín habrá perdido la mayor parte del agua, así que bajamos de nuevo el fuego y chup chup tapado durante 12 minutos, destapamos y lo tenemos 4 minutos más.

Cuando ha pasado este tiempo incorporamos 6 huevos SIN batir, rectificamos de sal y removemos suavemente. Lo ideal es que el huevo se cuaje lo justo para que la textura del plato quede melosa, así que cuando vemos que la clara está hecha ya podemos quitar del fuego.

Listo, platazo preparado, no dejéis de hacerlo, cuando lleva cocinándose tantos años por algo será ¿no creéis?

LENTEJAS CON SETAS Y ARROZ

INGREDIENTES

  • 400 gr de lentejas cocidas
  • 100 gr de arroz vaporizado
  • 250 gr de setas
  • 50 gr de jamón curado sin añadidos
  • 1 cebolla
  • AOVE, sal, pimienta y pìmentón
  • 600 ml de caldo de verduras
  • 100 ml de vino blanco

PREPARACIÓN

Picamos la cebolla y echamos en la olla con 1 cucharada de AOVE, sofreímos a fuego medio alto hasta que empiece a tomar color.

Añadimos entonces 100 gr de arroz y sofreímos durante un par de minutos. Incorporamos sal, pero poca porque el plato llevará jamón, y 100 ml de vino blanco. Dejamos que se evapore el alcohol y entonces es cuando incorporamos 600 ml de caldo de pollo o de verduras.

Chup chup durante 10 minutos, incorporamos 400 gr de lentejas cocidas y cocinamos 10 minutos más.

Mientras el arroz se está cocinando sofreímos en una sartén 50 gr de jamón y 250 gr de setas, todo bien picadito, durante 2 minutos a fuego fuerte. 

A continuación lo  incorporamos a la olla, movemos con cuidado con una espátula y ya está, plato preparado, fácil, fácil y de rechupete.

PESCADO BLANCO EN SALSA DE CÍTRICOS

INGREDIENTES

  • 600 gr de lomos de pescado blanco (yo utilizaré corvina)
  • 1 cucharadita de eneldo seco
  • Ralladura de un limón
  • 350 ml de caldo de pescado o de verdura
  • Aceite de Oliva Virgen Extra (AOVE), sal y pimienta
  • 1 cucharadita de maicena

PREPARACIÓN

En primer lugar calentamos 2 cucharadas de AOVE en una sartén y cuando empiece a humear levemente incorporamos los lomos de pescado. Lo tenemos a fuego medio y tapamos la sartén.

Dependiendo del grosor de los lomos tardaremos más o menos. Para saber que el pescado está cocinado simplemente metemos el utensilio que vayamos a utilizar para darle la vuelta y si se desprende del fondo de la sartén es que ya está hecho. Si cuesta trabajo es que aún la carne no está cocinada del todo, así que lo dejamos un poco más.

Una vez dorados los lomos del pescado que hayamos elegido los salpimentamos y los reservamos.

Ahora vamos a hacer una sencilla salsa de cítricos. Para ello vamos a desglasar, es decir, añadir un líquido (en nuestro caso caldo de pescado o verdura) a la sartén donde hemos dorado el pescado para recuperar sus jugos.

Así pues, y una vez reservados los lomos, incorporamos a la sartén 300 ml de caldo de pescado y con una cuchara de madera vamos removiendo el fondo para que los jugos se vayan soltando poco a poco. 

En los 50 ml de caldo que no hemos incorporado a la sartén desleimos 1 cucharadita de maicena, con la finalidad de darle a la salsa un punto de espesor (podemos utilizar nata en vez de caldo, pero estoy intentando evitar calorías) y lo añadimos junto con 1 cucharadita de eneldo seco y la ralladura de un limón. Salpimentamos al gusto, tenemos chup chup 2  ó 3 minutos y ya tenemos nuestra salsa preparada. 

Lo cierto es que no tiene misterio pero es una receta resultona. Ya me contaréis qué os parece.

Nosotros lo vamos a acompañar de espárragos salteados con sal y un buen chorro de limón. 

CREMA DE ESPINACAS Y AGUACATE

Vamos a aprovechar que estamos en temporada de aguacates, que en casa gustan un montón. En esta ocasión vamos a hacer una ración doble de crema, un día la tomaremos de primer plato y el viernes nos servirá de salsa para una rica pasta. 

INGREDIENTES

  • 2 cebollas
  • 1 kilo de espinacas
  • 1 aguacate
  • 1 manojo de albahaca fresca
  • 1 bola de mozzarella 
  • Aceite de Oliva Virgen Extra (AOVE), sal y pimienta
  • Un chorro de limón

PREPARACIÓN

En una olla de base ancha sofreímos con 2 cucharadas de AOVE 2 cebollas previamente peladas y troceadas. Lo tenemos a fuego medio 2 minutos, bajamos el fuego y lo tenemos 5 más, removiendo de vez en cuando.

A continuación subimos el fuego, incorporamos 1 kg de espinacas frescas y las sofreímos durante 3 minutos aproximadamente. La idea es que se cocinen lo justo. Apagamos el fuego cuando veamos que ya han bajado su volumen pero antes de que empiecen a perder agua.

En el vaso de un procesador de alimentos incorporamos la verdura que acabamos de sofreir, 1 aguacate pelado, 1 manojo de albahaca fresca, 1 bola de mozzarella, un chorro de limón y sal y pimienta al gusto y trituramos bien hasta que quede consistencia de crema.

Y listo, en un periquete tenemos una rica crema preparada. Aún no sé con qué la vamos a tunear, ¿se os ocurre alguna idea?

En esta casa no pueden faltar los huevos cocidos, proteína saludable para enriquecer una ensalada o cualquier plato de los que hemos cocinado.

Ya está, ni más ni menos. Ha sido una sesión exprés de apenas 2 horas, pero suficiente para olvidarnos del menú en casa durante los próximos días y centrarnos en otras actividades.

Espero que estas recetas os motiven, os inspiren y os metan «el gusanillo» del batch cooking. Como siempre os digo es una gran rutina para conseguir un importante ahorro de tiempo en casa, tener preparados los platos de los próximos 5 días nos da tranquilidad, paz y abre la puerta a que podamos hacer otras cosas que nos dan vidilla.

Os deso una feliz semana y nos vemos prontito.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Volver arriba